En Milán el Atlético se encontrará enfrente a un equipo capaz de lo mejor, pero también de lo peor.

Hombre por hombre el Real Madrid es superior, pero Simeone y los suyos tienen la capacidad para hacer mucho daño a cualquiera. El manual del argentino podría parecerse al siguiente:

– Ganar el centro del campo. Dominar el medio puede suponer ganar media final. Si los Gabi, Augusto y compañía son capaces de imponerse a sus rivales tendrán mucho camino logrado. En teoría el equipo blanco cuenta con un efectivo menos en esa línea del campo, pero a buen seguro que los tres de arriba echarán una mano para intentar ganar tan trascendental batalla.


– Enfocar la presión.Ante el Barça Simeone explicó que la idea era presionar para que la salida de balón del Barça la hiciese Mascherano con su pierna izquierda. Ante el Madrid la presión debería estar enfocada para que el ‘sufridor’ fuese Pepe.

– Segundas jugadas.En muchas ocasiones el Atlético saca el balón en largo y ahí es vital la atención de todos los jugadores para ganar el rechace. Muchos partidos igualados se decantan por este tipo de detalles.

– Duelo Saúl-Marcelo. Simeone sabe cómo atacar las defensas sin necesidad de entrar con el balón jugado. Una buena forma de hacerlo es aprovechar las carencias aéreas de los laterales. De 100 balones por alto Saúl ganará 99 a Marcelo, por lo que el equipo rojiblanco debería bombardear la banda izquierda de los de Zidane.

– Evitar las contras. El Madrid es un equipo complicado de parar, pero cuando salen a la contra es casi imposible detenerlo. Evitar las pérdidas de balón y hacer un rápido repliegue será vital para evitar que los ‘atletas’ desplieguen toda su velocidad.

– La importante de los laterales. Tanto Juanfran como Filipe tienen que intentar atacar lo máximo posible para provocar el desgaste físico de Cristiano y Bale.

Si se limitan a defender el Madrid lo tendrá mucho más fácil.

Vía: Marca