Guastatoya tuvo fiesta en Petapa de la mano de su Ángel | CRN Noticias
Contáctanos

Deporte Nacional

Guastatoya tuvo fiesta en Petapa de la mano de su Ángel

Publicado

el

El hondureño hizo el único tanto del partido disputado en el estadio de San Miguel Petapa, al cual acudió una muy pobre cantidad de espectadores.

Hay que valorar que los dos equipos presentaron un esquema ofensivo, teniendo Petapa un trío de mediocampistas de mucha dinámica y gran calidad técnica, Mejía, Samayoa y Priego, respaldados por Fredy Ruano. La intención era que la movilidad les permitiera abrir espacios para Valenzuela y Ordóñez, tratando de llegar siempre con el balón pegado al césped.

El problema para los Periquitos era que la marca era floja, porque Ruano no tenía el apoyo necesario y eso le daba libertades a Guastatoya, que amarraba el medio campo con Márquez y Arias, pero luego tenían un enorme despliegue de Orellana y Vargas, que hacían movimientos frente al área y también se botaban a tres cuartos para llevarse las marcas y permitir que Ángel Rodríguez se liberara para hacer daño. El más predecible de los orientales era Kevin Norales, que aparecía generalmente por la izquierda, aunque casi siempre con mucha peligrosidad.

Esto hizo que el equipo Pecho Amarillo tuviera un mayor volumen de juego, porque Petapa trasladaba bien el balón en el medio, pero le costaba conectar con los puntas, sucediendo todo lo contrario en Guastatoya, en donde una vez más Jorge Vargas mostraba su velocidad, buena conducción, manejo de las dos piernas y una muy buena visión periférica, mientras Fredy Orellana hacía un despliegue que ayudaba a desordenar a la defensiva local.

El partido era bien jugado por ambos, pero las oportunidades de gol escaseaban, hasta que a los 44 minutos se rompió el empate luego que Petapa no pudo resolver tras un tiro de esquina, Orellana abrió a Márquez que, desde la izquierda, hizo un centro raso al primer palo que fue definido por Ángel Rodríguez para el 0-1.

Para la etapa de complemento ingresó Tinoco en el ataque local, lo que le dio más potencia a los petepeños, que a partir de entonces también podían competir en el juego aéreo.

Los Periquitos intentaron controlar el balón y ser verticales, pero les costó mucho generar oportunidades, ya que casi todo terminó en cabezazos flojos o remates de media distancia que no le dieron mayores problemas a Juan José Paredes, con excepción de un frentazo de Tinoco que obligó a JJ a estirarse a mano izquierda, pero esa fue la excepción.

Conforme el tiempo fue avanzando la desesperación fue notable en el equipo local, que batalló hasta el final, pero con pocas ideas, lo que terminó beneficiando al visitante.

Las dos mejores oportunidades de gol para Petapa se presentaron al cierre de cada tiempo, pero en el primero Ordóñez intentó definir con el pecho y no pudo darle una buena dirección al balón, mientras en el segundo Valenzuela voló la pelota sobre el travesaño, cuando estaba a un metro de la línea de gol. (Guatefutbol)

Publicidad

You must be logged in to post a comment Login

Deporte Nacional

Rojos y Venados con empate que daña a ambos

Publicado

el

Foto: CSD Suchitepéquez

El partido se jugó en el estadio Carlos Salazar hijo de Mazatenango, en el que miles de aficionados se quedaron con las ganas de celebrar el triunfo de su equipo.

Más allá de algunos cambios en la alineación, en Municipal sorprendió la intención de gastar el tiempo con supuestas lesiones y parsimonia a la hora de reanudar el partido, sobre todo porque para mantener vivas las esperanzas de clasificar la victoria era el único objetivo, pero esto no parecían tenerlo claro en el equipo escarlata.

Por ello, la iniciativa e intensidad la ponía Suchi desde el primer momento, pero eran evidentes varias cosas en el conjunto venado, partiendo del respeto que le tienen a los ediles, la ansiedad por su situación en la tabla y la presión al jugar en un estadio lleno hasta las banderas.

A pesar de todo, la mayor cantidad y claridad en las jugadas ofensivas corrió a cuenta del equipo local, que pudo ponerse en ventaja a los 15 cuando no se hablaron Baloy y Úbeda, apareciendo Arce entre ambos, pero el remate del mexicano se fue desviado.

En la siguiente jugada se equivocó Ayala en un despeje, dejando el balón en los botines de Blas Pérez, cuyo remate llegó directo a las manos del portero local.

Suchi probó también con la media distancia, pero sendos disparos de Dos Santos y Santamaría se fueron desviados por poco, mientras del otro lado una desatención permitió un cabezazo de Hernández, pero sin buena dirección.

En el cierre del partido ambos equipos pudieron marcar, siendo el primero el conjunto mazateco, que vio como Abner Úbeda salvó con las rodillas y de manera providencial un tiro raso de Dos Santos, mientras en el otro marco Jaime Alas le regaló el balón a Ayala rematando desde la entrada del área chica.

De esa manera concluyó el primer tiempo con el 0-0, con aproximaciones de ambos equipos pero con un mejor desenvolvimiento general del cuadro venado, que fue el que tuvo más el balón, el que quiso jugar, el que intentó pasar siempre al frente, pero quedó expuesto a las jugadas de contragolpe en la que le pudieron hacer daño.

En el segundo período no hubo mucho cambio, ya que Suchi siguió teniendo el balón y continuó siendo el equipo de la propuesta ofensiva, mientras Municipal quedaba en espera de un error del rival y siempre pareció contento con el empate, lo que era más que evidente con la permanente pérdida de tiempo por parte del guardameta Abner Úbeda.

A pesar de que una vez más Ávila no aportó nada y Santamaría estuvo muy por debajo del nivel al que nos tiene acostumbrados, el volumen de juego del equipo mazateco siguió siendo mejor que el de los capitalinos, lo que originó más llegadas y más peligro, pero a los sureños les faltó el gol.

Hay que mencionar, sin embargo, que al inicio del complemento los rojos tuvieron dos llegadas, pero en una de ellas Dennis Lopez entorpeció el remate que intentaba hacer su compañero Cristian Jiménez, lo que se unió a otra ocasión que dilapidó Puerari con un tiro de zurda demasiado abierto.

Todo lo demás corrió a cuenta de Suchi, con llegadas de mucho peligro de Arce y Dos Santos que le dieron trabajo extra al portero escarlata.

Entre las principales aproximaciones debe mencionarse un cabezazo de Santamaría que obligó a Úbeda a volar a mano derecha al 59, un remate que se fue apenas por un costado de Reyes al 71, un duelo de velocidad entre Dos Santos y el portero rojo que ganó el atacante venado pero se quedó sin ángulo de disparo al 74 y, sobre todo, una jugada dramática al minuto 77, cuando Santamaría tocó el balón desde el suelo, superando a Úbeda pero no a Jiménez, que salvó de la línea el que pudo ser el gol del triunfo local.

En el último cuarto de hora Suchitepéquez siguió siendo muy superior, pero el cansancio les pasó factura y los obligó a bajar el ritmo, mientras Municipal se miraba como un equipo muy largo, con Pérez y los sustitutos Bonilla y Martínez esperando algún pelotazo para hacer daño, lo cual no ocurrió.

Al final se mantuvo el 0-0, resultado que no es bueno para ninguno de los dos, ya que Municipal sigue noveno en la tabla con 25 puntos, tres abajo de la zona de clasificación con solamente seis por disputar, mientras Suchitepéquez está ahora cuatro unidades abajo de Malacateco y Siquinalá en el acumulado, lo que implica que una victoria de cada uno de estos equipos o una derrota de los mazatecos es suficiente para que se vayan a la Primera División. (Guatefutbol)

Continuar Leyendo

Deporte Nacional

El líder no pudo llevarse el Derbi del Progreso

Publicado

el

Foto: Sanarate FC

Deportivo Sanarate y Guastatoya empataron a un gol en el Derbi de El Progreso, en un compromiso que los amarillos iban ganando con un tanto de Kevin Norales, pero en la parte final un gol de Wilber Pérez le permitió rescatar la igualdad para el líder del torneo.

Como se esperaba en la previa, el partido iba a ser bastante parejo, con dos equipos que lucharían por el balón en cada jugada y que en momentos las entradas fuertes relucirían, tomando en cuenta la rivalidad que existe entre ambas escuadras.

El dominio del balón estuvo a cargo de la Máquina Celeste, que tuvo superioridad en el centro del campo, aunque no lo reflejó con las llegadas al marco contrario, teniendo en cuenta que el rival lució bastante ordenado en su última línea.

Los locales apenas se acercaron con tiros lejanos de Miguel Farfán y Wilber Pérez que fueron atrapados sin problemas por Juan José Paredes, además de un cabezazo de Erick Villatoro que se fue por encima de la portería.

Por su parte, el conjunto Pecho Amarillo no tuvo el dominio del balón, pero en cada oportunidad que se le presentaba intentaba buscar los espacios, para ganarle por velocidad a los defensores locales y así generar mayor cantidad de goles.

Luis De León fue el primero que lo intentó con un tiro lejano que sacó del estadio, luego Ángel Rodríguez se perdió la más clara al disparar desviado en un mano a mano contra Paulo César Motta, pero la más clara la tuvo Luis Martínez cuando su ejecución fue sacada de la línea por parte de Néstor Martínez Norales.

Para el complemento, los papeles se mantuvieron, con los locales teniendo el dominio pero con poca claridad para llegar al marco contrario, mientras los guastatoyanos eran más verticales y provocaban mayor peligro.

Al minuto 63 sucedió la jugada que marcó el partido, cuando Juan Lovato derribó dentro del área a Luis Martínez, por lo que el árbitro marcó penal para los visitantes.

A la ejecución llegó Kevin Norales, que con un potente disparo de zurda mandó la pelota al centro del marco y así venció a Paulo César Motta, siendo este el primer tanto que los celestes encajaron en el Torneo Clausura 2018.

Tras la anotación, los celestes arrinconaron a su contrincante, pero mientras más pasaban los minutos, la desesperación crecía porque Guastatoya no cedía espacio y mantenían la pelota alejada de su portero Juan José Paredes.

Sus llegadas más claras fueron por medio de tiros de larga distancia y jugadas a balón parado, pero estos en la mayoría de ocasiones no llevaban dirección.

Fue hasta el minuto 86, cuando Carlos Gallardo no pudo rechazar un tiro de esquina y le dejó servido el balón a Wilber Pérez, que con el hombro logró definir y así puso el definitivo 1-1.

Con este empate, Deportivo Sanarate sumó 37 puntos en la tabla y se mantiene en el liderato, mientras Guastatoya se queda en la cuarta casilla con 32 unidades. (Guatefutbol)

Continuar Leyendo

Deporte Nacional

Príncipes Azules aseguran su pase a la fiesta grande

Publicado

el

Foto: CSD Cobán Imperial

Cobán Imperial venció 2-0 a Deportivo Siquinalá, con golazos de Maximiliano Lombardi y Robin Betancourth, resultado que le aseguró su clasificación a la fase final del Torneo Clausura 2018 y también empató en puntos provisionalmente con el líder Sanarate.

Los dirigidos por Fabricio Benítez no tuvieron inconvenientes para lograr su resultado, aunque el resultado no fue evidenciado por las llegadas y dominio que tuvieron en el partido, pero les bastó para conseguir un triunfo más en el campeonato.

Desde los primeros minutos los locales avisaron, primero con un disparo de Robin Betancourth que quedó en las manos de Luis Tatuaca y luego ni Ignacio Flores ni Edi Danilo Guerra pudieron rematar un buen centro de Lombardi.

El mismo Lombardi dio el aviso para los de casa, cuando ejecutó un tiro libre que se estrelló en el travesaño.

El centrocampista uruguayo puso el 1-0 al minuto 35, cuando ejecutó de forma magistral un tiro libre colocándolo en el ángulo superior derecho de la portería de Siquinalá.

Los cobaneros siguieron generando llegadas, pero de no ser por su falta de contundencia y de Luis Tatuaca la ventaja hubiera sido mayor, cuando desperdiciaron sus opciones Edi Guerra, Ignacio Flores, Tomás Castillo y Maximiliano Lombardi.

Para el complemento los naranjeros arriesgaron más y ganaron en presencia ofensiva con el ingreso de Oscar Martínez, que acompañó al mexicano César Pardini e incomodó en cierta forma a los zagueros cobaneros.

Aunque David Espinoza fue el único que provocó que Álvaro García realizara una atajada y luego Pablo Mingorance lo intentó desde fuera del área, pero la pelota se fue por encima de la portería.

Los Príncipes Azules recuperaron la posesión del balón y en la parte final, nuevamente arrinconaron al rival. Al 82 Edi Danilo Guerra marcaba el 2-0 pero el árbitro marcó un fuera de lugar que nunca existió.

Pero fue Robin Bentancourth que hizo el segundo cuando tomó un balón en la entrada del área, con un regate dejó tirado a César García y con otra finta hizo lo mismo con Luis Tatuaca, para luego definir de zurda y marcar el definitivo 2-0.

Cobán Imperial llegó a 36 puntos en la tabla de posiciones, que le es suficiente para convertirse en el segundo clasificado a la fase final del campeonato junto a Sanarate, a falta de dos jornadas por disputar.

Siquinalá, por su parte, sigue con 48 puntos en el acumulado, que lo deja expuesto e los puestos del descenso a 4 puntos de los Venados. (Guatefutbol)

Continuar Leyendo

Tendencia