PETÉN – Por medio de la coordinación entre el personal de la Fiscalía de Distrito de Petén con la Fiscalía de Delitos Económicos se logró detectar que en los vehículos P-073 CYK y en el P-150 FGC, transportaban cigarros de contrabando que ingresaron al país.

Cuando las autoridades sorprendieron a los tripulantes de los automotores que trasegaban la carga los dejaron abandonados. El operativo fue en el kilómetro 8 de la ruta a Santa Elena Petén, en el camino de terracería que conduce a la aldea Paxcaman.

Los fiscales verificaron que el producto no cuenta con los requisitos sanitarios que ordena la ley, además no cumplen con el pago de impuestos de importación.