Sololá – Una mañana violenta se vivió el día hoy en el municipio de Concepción luego que el ex candidato a Alcalde por el partido UNE Lorenzo Sequec Juracán sufriera un ataque armado cuando se conducía con varios miembros de su familia en un pick up blanco en la carretera que comunica el municipio con el municipio de Sololá.
Una de las sobrevivientes relató que al llegar en la comunidad la cumbre, 2 individuos con gorras pasamontañas y con armas de grueso calibre, dispararon contra el vehículo que estaba manejando Lorenzo Sequec, el aguanto avanzar un kilómetro pero al ver que ya no podía, se estacionó en el lugar conocido como el arenal donde pidió auxilio.
En este ataque resultaron heridas 6 personas, de las cuales dos fallecieron, siendo identificadas como Lesbia Noraida Sequec Bocel, de 17 años y Hermelinda Solis Bocel,16 años hija y sobrina del ex candidato respectivamente.
Con heridas graves resultaron Lorenzo Sequec Juracán, Lourdes Paola Sequec Bocel,12 años, Ofelia Eugenia Sequec, 36 años y Rosenda Bocel Sequec, 45 años, esta última, por su estado delicado, fue trasladada al Hospital San Juan de Dios de la capital.
Luego del hecho pobladores enardecidos por el ataque, culparon al alcalde Basilio Juracán Lejá de ser quien ordenara el mismo, debido que Lorenzo Sequec había promovido unas auditorias a la comuna acusando al alcalde de malversación de los fondos municipales, por lo que procedieron a buscarlo, incendiando 3 vehículos y 3 viviendas que pertenecían al jefe edil, luego de varios minutos lo ubicaron en una de sus viviendas por lo que lo vapulearon junto a uno de sus hijos y luego le rociaron gasolina al jefe edil prendiéndole fuego hasta que murió.
El hijo del funcionario fallecido fue trasladado gravemente herido al Hospital Nacional de Sololá, Juan de Dios Rodas para ser atendido.
En horas de la tarde la policía Nacional Civil con apoyo del ejército de Guatemala logró ingresar al lugar para volver a tomar el control del municipio, donde la situación se mantiene en calma ya que los inconformes lograron su propósito.