Los toros de Malacatán vencieron en los dos partidos de repechaje a Escuintla-Heredia y permanecerán al menos una temporada más en la máxima categoría del fútbol guatemalteco.

En el juego de ida, los dirigidos por “La Bala” Gómez ganaron como visitantes 1-2 y en la vuelta triunfaron con el 4 a 2. Juan Valenzuela marcó en ambos juegos.

La cuenta en el segundo partido de la llave comenzó a los 5 minutos de juego, cuando el goleador del torneo se pronunció dentro de la cancha y mandó el balón al fondo de la red que cubría Rony Álvarez.

Tan solo 5 minutos más tarde, el jugador con el dorsal número 4 marcó su segundo tanto del partido. Luego de ello, los hombres de Malacatán se enfocaron en mantener la ventaja. Con este resultado se fueron ambas escuadras al descanso.

En el segundo tiempo los visitantes comenzaron a presionar a los rivales y los complicaron al minuto 57 del tiempo corrido, cuando Abner Bonilla aprovechó un error defensivo y con la contundencia necesaria, descontó en el global.

Cuando parecía que el juego no presentaría más emociones, una jugada confusa provocó un autogol de Cristian Jimenez al ’73; faltando solo dos minutos para el final una falta cometida por los Toros, permitió a los escuintlecos descontar nuevamente pero en la recta final del compromiso David Aroche liquidó la serie con el cuarto gol.

Aunque las condiciones se complicaron para los hombres de San Marcos, el tiempo se consumió y la visita no encontró los espacios para cambiar la historia de la llave, terminando con el global 6 a 3 que permite a los toros permanecer en la categoría mayor.