Las acciones para proteger a la población más vulnerable al COVID-19 se han reforzado en Alta Verapaz. De esta cuenta, el fin de semana se aplicó la primera dosis de la vacuna a personas mayores de 40 años.

La atención a este grupo etario se inició pocos días después de que el presidente Alejandro Giammattei informó que estaba abierta la inscripción para ellos. Al igual que en otros puntos del país, en el departamento se optó por vacunar a demanda.

Lee también: Guatemala se acerca a los 10 mil muertos por COVID-19

Uno de los puestos de vacunación que estuvieron abiertos el fin de semana fue el del Comando Regional de Entrenamiento de Operaciones de Mantenimiento de Paz (CREOMPAZ). Ahí se administraron 210 inyecciones solo el domingo. De estas, 13 corresponden a vecinos de entre 40 y 49 años, quienes se registraron en el sistema del Ministerio de Salud ese mismo día.

En el lugar también se atendió a maestros de los sectores público y privado, agentes de la Policía Nacional Civil y reservistas militares. Asimismo, acudieron empleados del Organismo Judicial, Ministerio Público y Municipalidad de Cobán, a quienes se tomó en cuenta en esta nueva fase del Plan Nacional de Vacunación contra COVID-19.

La asistencia a estos grupos se da en paralelo a los vecinos de 50 años en adelante, a varios de los cuales les corresponde la segunda dosis.

Dos jornadas en Alta Verapaz

Entretanto, en el puesto de vacunación establecido en la Sociedad de Benéfica de Cobán, Alta Verapaz, se atiende a la población en dos jornadas. La primera se inicia las 08:00 horas, con el registro de las personas, y a las 10:00 horas se hace un corte para determinar la cantidad de dosis a aplicar.

A las 14:00 horas se retoma el proceso de inscripción y 2 horas después se hace el conteo de vecinos a los cuales se inyectará. De acuerdo con las autoridades, este mecanismo permite tener mayor control y evitar las aglomeraciones. [Tomado de AGN]

EntreCultura 162

Publicidad

Nacional

Ciudades