El Banco de Desarrollo Rural, S.A. -BANRURAL-, hizo entrega de bolsas de alimentos a diferentes sectores de la población que se vieron afectados económicamente por la pandemia del COVID-19.

La bolsa de alimentos tiene un contenido nutricional acorde a la necesidad de la dieta familiar. La entrega de la misma se hizo en 320 municipios del país en un período de 5 semanas comprendido entre julio y agosto.

Lee también: Wine&Co., una opción innovadora para los amantes del vino 

Este respaldo llegó a personas que habían estado en una situación de extrema necesidad, durante estos meses, debido al confinamiento y a las medidas preventivas que se dictaron para evitar la propagación del virus. Entre los beneficiarios se cuentan empleados de clientes de BANRURAL cuyo giro de negocio se vio afectado por el COVID-19:

  • Micro y pequeños empresarios, que suspendieron de forma temporal y preventiva sus labores
  • Personas de la tercera edad
  • Personas del sector informal
  • Transportistas, entre ellos operadores de mototaxistas, taxis, microbuses y picops fleteros
  • Pequeños comerciantes y  agricultores
  • Empleados de restaurantes
  • Bomberos
  • Zapateros, sastres, lustradores de zapatos y albañiles

Con esta actividad y cumpliendo su rol de ciudadanía corporativa, el banco entregó víveres a los sectores más vulnerables del país, mitigando con ello los efectos de la pandemia.

Olga Alvarado, Gerente de Mercadeo indicó:

“En Banrural tenemos un compromiso permanente con los guatemaltecos. Un amigo está en las buenas y en las malas. A través de esta entrega de alimentos en diferentes puntos del país buscamos mitigar los efectos de la pandemia y hemos querido decirle a la gente que aunque el sol se oculte cada noche, nunca se cansa de salir cada mañana”.