El presidente de El Salvador, Nayib Bukele, anunció que vetará parte de los decretos que conforman el Presupuesto General de la Nación para el 2021. Aprobado el 24 de diciembre por la Asamblea Legislativa, por considerarlos “inconstitucionales”; informó este lunes la Presidencia.

El Congreso aprobó un presupuesto general por 7 mil 453,2 millones de dólares, aproximadamente un 16 % más que el de 2020, el cual ascendió a 6 mil 426,1 millones.

Lee también: Renzi presenta su plan de reformas para Italia

La Asamblea Legislativa votó 11 decretos para garantizar el financiamiento del presupuesto.

Sin embargo, Bukele señaló parte de esos 11 decretos son “inconstitucionales porque son con los que los diputados pretendían hacer el millonario saqueo; para beneficiar a sus oenegés y alcaldes, restándole a la inversión pública”.

El mandatario indicó que esperará a la próxima Asamblea Legislativa. Que será elegida el 28 de febrero de 2021 en las elecciones legislativas y municipales; para realizar ajustes a dicho presupuesto.

Los nuevos rostros del Congreso, en el que se prevé que el oficialismo tome el control; tomarán posesión en junio de 2021.

El presupuesto, aprobado con 58 votos, no contó con el aval de los diez diputados de la derechista Gran Alianza por la Unidad Nacional, GANA; partido con el que el presidente Bukele llegó al Ejecutivo.

El presupuesto fue avalado luego de que los integrantes de la Comisión de Hacienda y Especial del Presupuesto del Congreso; modificaran la noche del 23 de diciembre el documento presentado por el Gobierno a través del ministro de Hacienda, Alejandro Zelaya.

Luego, en la madrugada del 24 de diciembre, los diputados procedieron a la votación.

Asimismo, se reorientan fondos para cubrir a totalidad la pensión de veteranos de la guerra y para aumentar la pensión mínima, que actualmente es de 207 dólares y se busca aumentar a 304 dólares.

EntreCultura 162

Publicidad

Nacional

Ciudades