De urgencia nacional y con el aval de 125 diputados, el Congreso aprobó su presupuesto para el próximo año. Este quedó en Q1 mil 68 millones 600 mil.

Dentro de ese presupuesto se aprobaron Q13 millones al Parlamento Centroamericano y le restaron Q20 millones a la Procuraduría de los Derechos Humanos -PDH-, por lo que su plan de gasto quedó en Q100 millones. Solo 19 diputados estuvieron en contra de la aprobación del Acuerdo Legislativo 18-2020.

Lee también: Se elevan a seis las muertes en Nicaragua por el impacto del huracán Iota

El plan de gasto del Legislativo contempla un aumento de Q500 mil en alimentación; compra de vehículos y Q100 millones para compra de terreno y edificio del organismo.

[tweet https://twitter.com/CongresoGuate/status/1328845898244182017 align=’center’]

Críticas al Congreso y diputados luego de haber aprobado el presupuesto

El diputado de Semilla, Samuel Pérez dijo antes de la votación que el gasto del Congreso es un descaro, porque en tiempos de pandemia y desastres naturales, contempla un aumento de Q500 mil en alimentos para diputados y personal.

[tweet https://twitter.com/samuel_pz/status/1328938338770882560 align=’center’]

El diputado del bloque de la Unidad Revolucionaria Nacional Guatemalteca -URNG-, Pedro Saloj señaló que no hubo oportunidad de conocer el presupuesto, sino que la mayoría parlamentaria desplazó esa discusión.

El proyecto sí contemplaba Q120 millones para la PDH, no obstante, se presentó una enmienda en la que el procurador Jordán Rodas no puede disponer de Q20 millones para las responsabilidades de la institución, en tanto que no podrá contraer obligaciones de ninguna índole que superen los Q100 millones restantes.

El magistrado de conciencia, Jordán Rodas dijo que se trata de una medida hartera contra un funcionario que les resulta incómodo.

Rodas añadió que según la proyección del Ministerio de Finanzas le correspondía un gasto de Q139 millones para el otro año.

EntreCultura 162

Publicidad

Nacional

Ciudades