El Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos, Volker Turk, se mostró “particularmente alarmado” por el pulso político y judicial abierto en Guatemala. Esto a raíz de las últimas elecciones y  acusa al Ministerio Público (M¨P) de intentar revertir el resultado de dichos comicios.

En dichas elecciones quedó electo como presidente Bernardo Arévalo de León por el partido Movimiento Semilla.

Lee también: Bernardo Arévalo deja de ser secretario general del partido Movimiento Semilla

“Insto a todas las autoridades guatemaltecas a abstenerse de cualquier intento de poner en tela de juicio los resultados electorales. Y, garantizar que se respetan plenamente todos los Derechos Humanos. Entre ellos, los derechos a la libertad de reunión pacífica y de expresión”. Así, ha dicho Turk este miércoles en una comparecencia pública.

Jefe de Derechos Humanos de la ONU, pide respetar el resultado de las elecciones

En este sentido, ha subrayado la necesidad de respetar “la voluntad de la mayoría del pueblo guatemalteco” y de “salvaguardar la democracia”, “con el apoyo de la comunidad internacional”.

El MP, liderado por la fiscal general María Consuelo Porras, ha puesto en tela de juicio desde julio el proceso electoral, con medidas directas contra el partido Movimiento Semilla, al que pertenece Arévalo. Sin embargo, técnicamente el resultado es ya definitivo, tal como ha establecido el Tribunal Supremo Electoral, por lo que el nuevo presidente tomará posesión el 14 de enero, en sustitución del actual mandatario, Alejandro Giammattei.