El Real Madrid golea al Girona con un Cristiano Ronaldo nuclear | CRN Noticias
Contáctanos

Deporte Internacional

El Real Madrid golea al Girona con un Cristiano Ronaldo nuclear

Publicado

el

Con Cristiano al gatillo dale que dale, Madrid y Girona despacharon un partido de lo más recreativo. Todos pusieron de su parte. El coro madridista tuvo fases de fútbol atronador, vertiginoso, preciso y precioso. El encomiable y descarado grupo visitante le llevó de cabeza con tres goles aéreos y no le perdió la cara ni siquiera cuando parecía que Chamartín se le iba a caer encima en el día de su novatada. Exigió al Madrid y el Madrid, que no se regateó a sí mismo salvo en las concesiones aéreas, tomó nota. A su empeño y pericia le puso cuatro guindas CR, pariente lejano del CR de la primera vuelta y gemelo del CR de toda la vida. Ya lleva 22 goles, a tres del pichichi Messi.

El buen montaje de los rojiblancos obligó al Madrid, que no vaciló ante el reto pese al poco dictado que le queda ya en este torneo. Orgullo al margen, la Liga ya solo es una selectividad para la Copa de Europa. El Girona propuso y el Real dispuso. Como resultado, un partido chisposo, ameno, con salero.

El grupo de Zidane, con el espinazo de París —salvo Nacho por Ramos y Kroos por Casemiro—, arrancó de maravilla, como una bandada en ataque. Ataques a todo volumen, con velocidad punta. Gente como Lucas y Asensio propician que el ritmo se eleve y los auxilios se multipliquen.

En plena invasión local, mientras los visitantes peritaban lo que es Chamartín, Cristiano decretó sin demora su guerra nuclear. El portugués está desatado. Tras probar a Bono con una falta, embocó tras una trenza de Kroos con Marcelo. Ramalho le dio una baldosa de ventaja, un océano para CR. Un gol muy del Cristiano actual, a un toque, como los otros tres de la noche. Hoy es más Hugo Sánchez que aquel CR de bicicletas y citas con el gol desde un extremo y a varias cuadras. Hoy es concreto como nunca, como pocos arietes lo han sido.

Enchufado todo el Madrid y con ventaja en el marcador todo hacía presagiar una tortura inmediata para el equipo catalán. Para nada. El Girona supo embridar el duelo y explotar las vetas que tiene. Por un lado, Portu, un polvorilla para cualquiera. Y Mojica por la orilla contraria, un lateral que enrosca la pelota en comba de maravilla. Y Stuani, que ha cogido el mejor vuelo de su carrera y llevó al Madrid de cabeza en cada acción aérea. En cuanto el Real bajó ligeramente de escala, su rival se descamisó hasta dar con el empate. Por supuesto, obra de Stuani de cabeza. Más que un cabezazo, un trueno. La jugada dejó un misterio, que fuera Carvajal el encargado de arrestar al uruguayo con el balón por el aire. No fue casual. Lo mismo sucedió en el 4-2, con Stuani dos pértigas por encima del lateral blanco.

Visto el pulso cerrado del primer acto, el Real se obligó aún más en el segundo. La noche no estaba para remolonear. Si en el madrugar del encuentro hubo un Madrid desenfrenado, tras el descanso irrumpió un Madrid en manada. Asensio metió la directa, Benzema tiró de escuadra y cartabón y CR se lio a tiros con Bono, meta rival. Los de Zidane abrumaron al Girona, vencido por un adversario con fuego en las piernas y por sus grietas más evidentes. Su macizo con tres centrales no es su mejor exposición. Lo adivinó Cristiano, tan feliz con su recuperada voracidad goleadora que hasta se ha vuelto altruista como nunca. Hizo bingo tras una asistencia deliciosa de Benzema y tras otro mensaje del galo cedió la gloria a Lucas. De nuevo con el francés por el medio rebañó un despeje de Bono a un disparo de Benzema, que una vez más jugó mejor de lo que goleó.

Frente a la tormenta CR, de nuevo no se hundió el Girona, que jamás perdió de vista a Keylor. Y mucho menos cuando tuvo opción de jugar sin techo. Por el aire retrató para mal al Madrid, que encajó los tres tantos con la pelota por los cielos de La Castellana. Pese a ello y el disgusto de Zidane, unos y otros, madridistas —incluido Benzema— y rojiblancos, se ganaron el aplauso general. El individual, para CR. Pura metralla. (El País)

Publicidad
Clic para comentar

You must be logged in to post a comment Login

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Deporte Internacional

Real Madrid busca la final ante un Kashima con ánimo de revancha

Publicado

el

El Real Madrid, campeón del Mundial de Clubes en tres de las cuatro últimas ediciones, inicia su andadura en esta edición el miércoles (10:30 am Hora de Guatemala) en Abu Dabi, en semifinales contra el Kashima Antlers japonés, que llegará con ánimo de revancha por su duelo de 2016.

Entonces ambos equipos se vieron las caras en la final del torneo, en Yokohama, y los nipones consiguieron incluso forzar la prórroga al empatar 2-2 en los noventa minutos, antes de que dos tantos de Cristiano Ronaldo decidieran en la prórroga y los españoles levantaran el trofeo.

Esta vez no estará el astro portugués, que se fue en el inicio de esta temporada a la Juventus, y el Real Madrid llega al partido en un momento complicado, con más dudas que certidumbres y con unos últimos partidos que no invitan al optimismo.

Las recientes derrotas por 3-0 ante el Eibar en la Liga española y el CSKA Moscú en la Champions, y especialmente el juego del equipo, han enfadado a los hinchas del equipo blanco, que hace unos días despidieron a los suyos con abucheos después de caer ante los rusos, pese a que ese revés no tenía graves consecuencias porque su equipo estaba ya clasificado para octavos de final.

Por ello un título en el Mundial de Clubes se presenta con un buen bálsamo para cambiar el tono de cara a 2019.

En caso de conseguirlo, el Real Madrid rompería la igualdad a tres títulos que tiene con el Barcelona en el palmarés del Mundial de Clubes en su formato actual. A ello se sumarían las tres Copas Intercontinentales, con rango de títulos mundiales desde una decisión de la FIFA en 2017, que ganó el equipo ‘merengue’ en el pasado.

“Estar en el Mundial de Clubes otra vez es fantástico y esperemos renovar este año el título, que estos grandes jugadores han ganado ya el año pasado”, explicó el entrenador Santiago Solari tras llegar a Emiratos.

El estado físico de algunos jugadores preocupa al técnico argentino.

Marco Asensio, que acabó el partido del sábado ante el Rayo Vallecano poniéndose hielo en un muslo, no pudo entrenar con sus compañeros el lunes en Abu Dabi y el galés Gareth Bale, que se está recuperando de una torcedura de tobillo, se ejercitó separado del grupo en esa primera sesión en la capital emiratí. El defensa francés Raphael Varane acortó además su entrenamiento.

En cambio, el también francés Karim Benzema, que tenía dolor en un tobillo tras el partido del Rayo Vallecano, y el brasileño Casemiro, que el pasado mes sufrió un esguince en un tobillo, parecieron ejercitarse sin problemas.

– Verdugo de las Chivas –

Enfrente estará un Kashima Antlers que este año ya hizo historia al conquistar por primera vez en su historia la Liga de Campeones asiática.

En cuartos de final de este Mundialito, el Kashima remontó para terminar imponiéndose por 3-2 a las Chivas de Guadalajara, ganándose así el derecho a esta revancha contra el Real Madrid.

Uno de los tantos ante los mexicanos lo consiguió, de penal, el brasileño Serginho, que lleva apenas cuatro meses en el equipo pero se ha convertido en una de las grandes figuras.

“Cuando era niño soñaba con poder jugar algún día contra el Real Madrid y poder hacerlo en un Mundial de Clubes es algo enorme”, contó Serginho en una entrevista con la AFP en Emiratos.

La actuación de 2016 del Kashima, que jugaba entonces como representante del país anfitrión, ha sido la mejor de un equipo de Asia en esta competición.

Go Oiwa, el actual entrenador del equipo, estaba entonces como ayudante del técnico principal, Masatada Ishii. (AFP)

Continuar Leyendo

Deporte Internacional

José Mourinho sale del Manchester United

Publicado

el

El portugués José Mourinho dejó el puesto de entrenador del Manchester United “con efecto inmediato”, anunció el club este martes tras una larga serie de derrotas.

El último partido del entrenador portugués de 55 años en el banquillo del United fue una derrota 3-1 contra el Liverpool el domingo que dejó al club a 19 puntos del líder de la Premier League, los ‘Reds’.

El exfutbolista de los ‘Diablos Rojos’ Michael Carrick, actual miembro del cuerpo técnico, suena para ocupar el puesto de manera interina, pero el club expresó lo siguiente en un breve comunicado: “Hasta el final de la temporada se nombrará a un nuevo técnico, mientras el club lleva a cabo un minucioso proceso de contratación de un nuevo entrenador a tiempo completo”.

Este ha sido el peor comienzo del equipo de Mánchester en el campeonato doméstico desde 1990 e incluso su ambición de situarse entre los cuatro primeros clubes ingleses y de alcanzar un lugar en la próxima Liga de Campeones -actualmente marcha sexto- está en peligro.

“El Manchester United anuncia que el entrenador José Mourinho ha dejado el club con efecto inmediato. El club quiere agradecer a José por su trabajo durante su estancia en el Manchester United y desearle éxito en el futuro”, afirmó el comunicado.

El conjunto de Old Trafford, uno de los equipos más ricos del mundo, contará por tanto con un nuevo técnico para la eliminatoria de octavos de final de la ‘Champions’ contra el París SG. La ida se disputa el 12 de febrero en Inglaterra y la vuelta el 6 de marzo en la capital francesa.

Mourinho mantuvo una relación complicada con el campeón del mundo francés Paul Pogba, en el banquillo en los últimos partidos a pesar de que su fichaje costó más de 100 millones de euros en 2016, y con otros jugadores.

– Como en el Real Madrid y el Chelsea –

El de Setúbal, doble ganador de la Liga de Campeones como técnico del Oporto en 2004 y del Inter de Milán en 2010, había renovado en enero de 2018 su contrato con el Manchester United hasta 2020, con opción a otro año.

‘The Special One’ llegó a Mánchester en 2016 como sustituto del holandés Louis van Gaal. Los ‘Diablos Rojos’ no ganan la Premier League desde la temporada 2012/13, la última del legendario entrenador Alex Ferguson.

Mourinho deja el club en su tercera temporada en el banco, como hizo en el Chelsea (2013- diciembre 2015) o en el Real Madrid (2010-2013), donde sus relaciones con los principales nombres del vestuario también fue tormentosa.

Con el United tuvo un inicio prometedor levantando la Europa League y la Copa de la Liga en 2017. Pero en su segunda campaña fue eliminado en octavos de final de la ‘Champions’ por el Sevilla y finalizó segundo en la Premier, muy alejado de su vecino Manchester City. (AFP)

Continuar Leyendo

Deporte Internacional

River estrena su título de la Libertadores ante el anfitrión Al Ain

Publicado

el

El River Plate argentino jugará el martes en Al Ain (10:30 hora de Guatemala) su primer partido tras la conquista en Madrid de la Copa Libertadores, con el duelo de semifinales del Mundial de Clubes frente al equipo de esa ciudad emiratí.

Al contrario que en esa ‘Superfinal’ convulsa contra Boca Juniors, la relajación y el buen ambiente ha sido la nota dominante en la concentración de River en Emiratos Árabes Unidos, donde los ‘Millonarios’ sueñan con redondear un diciembre de ensueño convirtiéndose ahora en campeones mundiales, incluso por encima del todopoderoso Real Madrid.

“Va a ser difícil enfocarse en lo que viene. Esto ha sido un logro extraordinario, no sé si será repetible”, había admitido el entrenador de River, Marcelo Gallardo, un día después de la victoria sobre Boca en la capital española.

El primer obstáculo en esta nueva carrera es el Al Ain FC, el representante del país anfitrión y un equipo desconocido para muchos, que cuenta en sus filas con el sueco Marcus Berg como hombre de más proyección internacional.

– Reto histórico –

River tocó la gloria mundial en una única ocasión, al superar a Steaua de Bucarest en la Copa Intercontinental de 1986.

En la Intercontinental, el torneo que medía hasta 2004 al campeón de Europa con el de Sudamérica, River fue derrotado en 1996 por la Juventus y ya con el formato actual de Mundial de Clubes el equipo argentino cayó en la final por 3-0 contra el Barcelona de Lionel Messi y Luis Suárez.

Ese revés de River ante el Barça fue el cuarto intento infructuoso de un equipo argentino para ganar el Mundial de Clubes en su formato actual.

El primero en buscarlo fue Boca Juniors en 2007, perdiendo ante el Milan de Kaká, y después el Barcelona, liderado igualmente por Messi, se impuso al Estudiantes de La Plata en la final de 2009.

En 2014, San Lorenzo fue el representante de la Conmebol, pero el Real Madrid de Cristiano Ronaldo le venció en el duelo decisivo.

Argentina ha acudido por lo tanto cuatro veces al Mundial de Clubes y en las cuatro ha superado el obstáculo de semifinales, antes de perder en la final ante un equipo europeo.

El reto de River ahora es hacer historia rompiendo esa particular maldición y devolviendo a un club argentino a la cima del fútbol de clubes, por primera vez desde el título de Boca Juniors en la Intercontinental de 2003.

Hasta ahora, los únicos títulos para Sudamérica en el Mundial de Clubes con su formato actual son los cuatro logrados por formaciones brasileñas (Corinthians en 2000 y 2012, Sao Paulo en 2005 e Inter de Porto Alegre en 2006).

– Un argentino en casa –

En el plantel de River, Nacho Scocco, que jugó en la 2011-2012 precisamente en el Al Ain FC y es muy querido en la ciudad emiratí, se ha recuperado de su lesión de principios de noviembre en el gemelo derecho.

Por contra, el uruguayo Rodrigo Mora ha tenido problemas físicos en la zona de la cadera y es el jugador que más preocupa para el resto del torneo.

Si para River es su primer partido, el Al Ain jugará su tercer partido en este Mundial de Clubes en menos de una semana, después de superar en los penales de la ronda preliminar al Wellington neozelandés (4-3 tras empate 3-3) y de arrasar al Esperance de Túnez en cuartos de final (3-0).

El equipo que dirige el croata Zoran Mamic ha igualado ya la gesta del año pasado de su compatriota Al Jazira, que también alcanzó las semifinales y que llegó a poner en problemas allí al Real Madrid, que tuvo que esforzarse para ganar. (AFP)

Continuar Leyendo

Tendencia