Los semifinalistas de la Liga de Campeones son cuatro de los equipos más ricos del mundo, con unas millonarias plantillas plagadas de figuras, cuatro reputados entrenadores y al dictado de dos poderosos jeques árabes, un oligarca ruso y un empresario de éxito español, todos ellos con ansias de victoria. El poder económico y deportivo de Real Madrid, Chelsea, PSG y Manchester City marcan la previa de la gran final del 29 de mayo.

Según un reciente estudio de Forbes, los cuatro semifinalistas de la Liga de Campeones, más conocida por su denominación inglesa, Champions League, están en el “top ten” de los clubes más valiosos del planeta.

Lee también: El Real Madrid regresa tres años después a semifinales

Entre el valor de Real Madrid (calculado en 4 mil 750 millones de dólares), Manchester City (4 mil), Chelsea (3 mil 200) y París Saint Germain (2 mil 500) sumarían más de 14 mil millones de dólares, una cifra muy superior al valor que alcanza los clubes situados entre las posiciones 11 y 20 de este listado, con 9.7000 millones de dólares, con históricos en estos lugares como Juventus, Atlético de Madrid, Milán, Borussia Dortmund o Inter de Milán.

Las similitudes entre los cuatro semifinalistas comienzan con su poder económico. Reflejan en unas millonarias plantillas repletas de figuras y el ansia de victoria de sus cuatro mandatarios.

Florentino Pérez, presidente del Real Madrid, es el mandatario en torneos europeos más laureado del siglo XXI. EFE/ Angel Díaz

Los “Jeques de la Champions”

Son los denominados “jeques de la Champions”, porque al protagonismo de Sheikh Mansour bin Zayed al-Nahyan, propietario del Manchester City y Nasser Al Khelaifi, dueño del PSG; ambos jeques, el primero de Abu Dabi y el segundo de Catar, se unen otros dos poderosos jerarcas como Roman Abramóvich, amo del Chelsea y Florentino

Pérez, presidente del Real Madrid, ambos popularmente conocidos como el “jeque ruso” y el “jeque blanco”, respectivamente, por su poder económico y la influencia de ambos en sus equipos.

La suerte de estos cuatro mandatarios ha sido dispar en su relación con la Liga de Campeones, el sueño que esperan alcanzar los dos jeques árabes cuyos equipos son los únicos de los cuatro semifinalistas que aún no saben lo que es levantar la famosa “Orejona”.

Tanto Mansour bin Zayed como Nasser Al Khelaifi, el primero en el City desde 2008 y el segundo mandatario de los parisinos desde 2011, han gastado miles de millones de dólares en fichajes de jugadores y entrenadores y aún tienen pendiente alcanzar su gran meta.

En el caso del jeque del City su mayor logró son las semifinales de 2016, con el chileno Manuel Pellegrini en el banquillo, mientras que Al Khelaifi ya sabe lo difícil que es vencer en esta competición cuando el PSG salió derrotado en la final de 2020 ante el Bayern de Múnich.

Para Roman Abramóvich, dueño del Chelsea desde 2003, la Liga de Campeones lograda por el Chelsea en 2012 compensó tantos años de inversiones que ha realizado en el fútbol. El equipo londinense es el que más gastó en fichajes en el último mercado de verano, con un desembolso de cerca de 300 millones de dólares.

Real Madrid

En el caso de Florentino Pérez, presidente del Real Madrid, la Liga de Campeones no tiene secretos para este constructor que ha convertido al equipo de sus amores en un reto personal.

Presidente en dos etapas –entre 2000 y 2006 y desde 2009 hasta ahora-, Pérez renovó su mandato en la entidad blanca hasta el 2025 el pasado 13 de abril al no presentarse ningún otro candidato a las elecciones presidenciales. Con Pérez como presidente, el Real Madrid ha ganado cinco Ligas de Campeones (2002, 2014, 2016, 2017 y 2018). Florentino es el mandatario con más títulos europeos del siglo XXI.

Pep Guardiola y Raheem Sterling aspiran a alcancar la primera final de la Liga de Campeones del Manchester United, EFE/EPA/FRIEDEMANN VOGEL / POOL

Liga de Campeones: Las figuras de los semifinalistas

A nivel futbolístico, los cuatro semifinalistas también mantienen importantes similitudes. Los cuatro cuentan con grandes estrellas, cuatro de los mejores porteros del mundo actualmente, como el belga Thibaut Courtois (Rea Madrid), el brasileño Ederson Moraes (Manchester City), el costarricense Keylor Navas (PSG) y el senegalés Edouard Mendy (Chelsea), el menos conocido pero no menos determinante en la portería del equipo londinense.

En el caso de Keylor Navas, ganador de tres Ligas de Campeones en su etapa con el Real Madrid, está a tres partidos de agrandar su palmarés y convertirse en uno de los latinoamericanos más laureados de este torneo, igualando a Messi en número de títulos.

A nivel goleador, tanto Benzema y Vinicius (Real Madrid), como Mbappé y Neymar; Sterling y De Bruyne (City) Werner, Giroud y Mount (Chelsea) han demostrado a lo largo de esta temporada que están en buena sintonía en esta competición.

La fuerza y talento de centrocampistas como Casemiro, Modrid y Kroos (Real Madrid); Kanté, Jorginho y Kovacic (Chelsea); Verrati, Paredes y Gueye (PSG), y Rodri, Gündogan, Bernardo Silva (City) serán determinantes en estas semifinales.

Como el acierto de sus entrenadores, todos ellos experimentados en estas lides. Zinedine Zidane (Real Madrid), Thomas Tuchel (Chelsea), Josep Guardiola (City) y Mauricio Pochettino (PSG) saben lo que es disputar finales de la Liga de Campeones. En el caso de Zidane (tres títulos) y Guardiola (dos) conocen la alegría de la victoria; Tuchel y Pochettino el dolor de la derrota.

Pero entre tanta similitud entre los semifinalistas hay una desigualdad evidente: los trece títulos del Real Madrid, frente a uno del Chelsea y ninguno del PSG y Manchester City. Si la historia influyera en los resultados, el ganador estaría claro, pero en el fútbol pocas cosas son predecibles salvo que el balón es redondo y juegan once contra once.

EntreCultura 168

Publicidad

Nacional

Ciudades