Un niño de cinco años falleció luego que la pared de adobe de su humilde vivienda se desplomara a causa de la fuerte lluvia que se registró la tarde noche del lunes último en Totonicapán, informaron los Bomberos Municipales Departamentales.

Al fallecido lo identificaron como Pedro Álvarez Renoj, de 5 años, quien estaba en una habitación de su casa cuando se desplomó la pared debido a un deslizamiento de tierra de pequeña montaña pegada a la casa, debido a la fuerte lluvia que se registró, por lo que el menor quedó bajo los escombros.

Lee también: Decomisan en Guatemala más de una tonelada de cocaína

El hecho se dio en el barrio Chisiguan, en la zona 1 del municipio de San Francisco El Alto, Totonicapán, dónde los vecinos llegaron a ayudar a la familia afectada, y pese a que rescataron al menor, ya había fallecido.

Álvarez Renoj, sería la primera víctima que cobra la temporada de lluvia en el departamento de Totonicapán de acuerdo con los Bomberos Voluntarios y Bomberos Municipales Departamentales.

Los socorristas hacen un llamado a la población en general a tener precaución en esta época de lluvia, ya que los aguaceros son más fuertes que en años anteriores.