Huehuetenango, es un municipio y cabecera departamental del departamento de Huehuetenango. Su extensión territorial es de 204 kilómetros cuadrados.

Durante el período hispánico, fue parte de la doctrina, llamada como “Concepción de Güegüetenango”, a cargo de los frailes mercedarios. Ya para el siglo XVIII éstos tuvieron que entregar sus doctrinas o dominios al clero secular, pasando a ser, en 1754, uno de los 11 curatos de la Provincia y Alcaldía Mayor de Totonicapám.

Lee también: Mayro de León, nos sumerge en su arte

Posterior a la Independencia, el 15 de septiembre de 1821, Huehuetenango se convirtió en cabecera de Huehuetenango, parte del entonces distrito 9, Totonicapán.

Para 1838, fue parte del territorio del Estado de Los Altos, creado en el occidente del país. El entonces presidente de Guatemala, General Rafael Carrera, recuperó todos estos territorios, incluida la ciudad de Huehuetenango, disolviendo este Estado, en el año de 1840.

La Sierra de los Cuchumatanes enmarca a esta bella ciudad. (Foto: R.Broll)

Datos de este gran departamento

La feria titular es en honor a la Virgen del Carmen, y se celebra cada 16 de julio. Su creación como municipio, fue el 23 de noviembre de 1866.

La población de Huehuetenango, ronda el millón de habitantes, y la ciudad se conforma en 11 zonas, 20 aldeas y 24 caseríos, lo que hace que sea una gran ciudad, una de las mayores del país. El valle donde se encuentra esta bella ciudad, está rodeada por las faldas de la Sierra de los Cuchumatanes, desde donde se puede apreciar la belleza de todo este territorio.

Arquitectura tradicional de Huehuetenango. (Foto: R. Broll)

Su clima es frío, debido a la altura de la ciudad. Huehuetenango está a 266 km de la ciudad de Guatemala, y en sus cercanías se encuentran las ciudades de Chiantla, al Norte; Malacatancito, al Sur; San Sebastián, al Occidente, y Aguacatán, al Oriente.

Desde el año 2016, por disposiciones de la Corporación Municipal, se acordó declarar cada 19 de septiembre, como Día del Grito de Independencia de Huehuetenango, para, de una manera local, celebrar con todo fervor las fiestas patrias de independencia nacional.

Mapa en relieve del departamento. (Foto: R. Broll)

Huehue, entre la historia y modernidad

Esta pujante ciudad, cada día se moderniza más, posee uno de los nuevos aeropuertos habilitados para vuelos internos y su cercanía con México, le hace estratégicamente atractiva para el comercio de distintas mercancías.

El Centro Histórico, aun posee mucho de la belleza de sus edificios emblemáticos y viejas casonas que le dan un carácter único. Su plaza central, posee bellos jardines y posee un mapa en relieve del departamento, elaborado en técnicas similares al gran mapa de ciudad de Guatemala.

Alegre marimba municipal. (Foto: R.Broll)

La amplia arcada del palacio municipal consta de un nivel, en cuyo centro principal está rematada por una concha acústica que la corona. Aunque desde ahí se celebran grandes fiestas, en sus arcos a nivel de calle, aun suenan habitualmente las teclas de la marimba, que alegran a los transeúntes.

Dentro de sus hijos distinguidos, podemos mencionar a Juan Diéguez Olaverri, gran poeta, y a Paco Pérez, músico creador de “Luna de Xelajú”; y Wotzbelí Aguilar, compositor de marimba y música académica. También el ex presidente Efraín Ríos Montt nació en esta ciudad.

Resurgimiento de Huehuetenango luego del terremoto de 2017

Su bella catedral, fue dañada en 2017 por el último terremoto que afectó a la región, en los días previos a la celebración local del Grito de Independencia de Huehuetenango. Desde entonces, ha permanecido cerrada, pero afortunadamente, a finales de 2019 finalmente iniciaron los trabajos de restauración del templo, para ponerlo nuevamente abierto al culto de los fieles, o para aquellos que gustan de admirar el arte religioso del país.

Su bella catedral neoclásica, está en proceso de restauración. (Foto: R.Broll)

Mientras tanto, la iglesia del Calvario, funciona como catedral en la ciudad. Otros edificios de interés son los portales donde comercios permanecen desde hace décadas, así como el mercado central y algunos centros educativos. Algunas casonas han sido remozadas para restoranes o tiendas que destacan la belleza arquitectónica de Huehuetenanago.

Pero esta ciudad no se detiene, desde su arquitectura sencilla del campo, sus sitios turísticos de interés en las cercanías de la ciudad, así como el comercio e industrias que crean nuevos puntos de interés y encuentro ¡Huehuetenango te espera a que la descubras!

Entérate de más en la edición completa en:

EntreCultura 162

Publicidad

Nacional

Ciudades